Saltear al contenido principal
PUBLICIDAD
Ningún niño sin juguete
Novartis España
PUBLICIDAD
Portalfarma
A Nado Desde Tarifa A Punta Cires Para Ayudar A Niños Con Daño Cerebral Adquirido

A nado desde Tarifa a Punta Cires para ayudar a niños con daño cerebral adquirido

El cruce a nado del Estrecho de Gibraltar está considerado uno de los retos más importantes en aguas abiertas de los siete continentes y tiene el reconocimiento internacional del Ocean’s Seven. Esta semana, los hermanos Gómez Beser, llevarán a cabo este reto con un fin solidario: dar a conocer la historia de niños con daño cerebral adquirido, y conseguir fondos para sus becas de rehabilitación. 

Los responsables del Grupo Gómez Beser cruzarán a nado el Estrecho de Gibraltar en los próximos días con el objetivo de conseguir fondos para las cinco Becas Ictus Infantil de Cáritas Diocesana de Jerez y el Instituto Chárbel de Jerez. Estas becas permiten en estos momentos que cinco niños y niñas de entre 2 y 8 años que han sufrido daño cerebral adquirido, reciban un buen tratamiento neurorehabilitador.

Los hermanos Gómez Beser, Eduardo, Joaquín y Mariano son tres empresarios dedicados al mundo de la salud. Son farmacéuticos y además cuentan con una ortopedia, una óptica y una clínica de neurorehabilitación.

“La clínica surge dentro de todo el ámbito empresarial que tenemos, porque mi padre hace 13 años sufrió un ictus. Para la recuperación de ese ictus, en Jerez de la Frontera y en la provincia de Cádiz no había ningún centro especializado en neurorehabilitación. El sitio más cercano que encontramos fue Sevilla”, explica Eduardo.

No todo el mundo puede desplazarse a diario para hacer un tratamiento de rehabilitación. Por eso, una vez que su padre se había recuperado, decidieron abrir un centro de neurorehabilitación más cercano para ayudar a las personas con daño cerebral adquirido.

“Decidimos montar la clínica y hace 6 años aproximadamente nos entró un niño que había sufrido un ictus. Nosotros entonces no conocíamos que había niños que podían sufrir ictus. Con su llegada estuvimos en contacto con el hospital y nos contaron que hay una incidencia de entre 5 y 7 casos al año de niños que sufren ictus en la provincia de Cádiz. Los recursos que tiene la Administración Pública para rehabilitación en estos casos son escasos”.

“Ningún niño debería quedarse sin la rehabilitación necesaria por causas económicas”

Los hermanos Gómez Beser se unieron junto con Cáritas Diocesana de Jerez para crear el proyecto Becas Ictus Infantil. “Llevamos varios años trabajando en este sentido y los resultados en los niños que están viniendo están siendo espectaculares, con una recuperación muy buena”, continúa.

En la búsqueda de fondos para poder hacer frente al pago de los tratamientos incluidos en las becas, a los hermanos se les ocurrió hace un año llevar a cabo un proyecto deportivo y solidario. Los tres son grandes nadadores y se propusieron el reto de cruzar el estrecho.

“Llevamos prácticamente un año entrenando, sin hacer público el reto. El plan de entrenamiento de los últimos dos meses ha sido de 6 días a la semana, entre una hora y media y dos horas de entrenamiento. Ha sido duro. Hemos llegado a estar 4 horas en el agua, aproximándonos a lo que vamos a hacer cuando crucemos el estrecho. Si todo va como tiene que ir, estaremos unas 5 horas nadando”.

Con este reto querían lograr dos objetivos. El primero, dar a conocer el daño cerebral adquirido en casos infantiles, y la importancia de una buena rehabilitación que favorezca su recuperación. El segundo, conseguir fondos para los tratamientos de Dilan (4 años), Alba (4 años), David (4 años), Juan (5 años) y Lucía (2 años).

“Queríamos recaudar fondos para sus becas. Nos propusimos un objetivo de 5000 euros y ya llevamos casi el doble. Nos ha sorprendido la repercusión mediática que ha tenido. Las muestras de apoyo y de sensibilización por parte de la gente han sido espectaculares”.

“Gracias hoy en día a las redes sociales y a los medios de comunicación que estáis volcados en este tipo de iniciativas, le ha llegado a mucha gente, la historia ha gustado y ha sido posible alcanzar los dos objetivos. Estamos más que satisfechos con lo conseguido”.

Hace unos días, los niños acudieron a la playa para animarles en los entrenamientos tan duros que están llevando a cabo justo antes de afrontar el cruce del Estrecho. “Fue muy emocionante verles allí, fue como un empujón de energía para terminar de afrontar el reto”.

Cualquier donación que se quiera aportar a las becas podrá hacerse a través de la plataforma de crowdfunding solidario migranodearena.org.

Utilizamos cookies propias y de terceros (Google) para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información política de cookies, aqui.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Volver arriba
×Close search
Buscar